El ex ministro de la Corte Suprema Carlos Fayt murió anoche. Integró el alto tribunal desde 1983, propuesto por el ex presidente Raúl Alfonsín y presentó su renuncia el 15 de setiembre del año pasado para hacerse efectiva el 11 de diciembre, es decir un día después del término del mandato de Cristina Fernández de Kirchner. Tenía 98 años.

Al filo de la medianoche su abogado confirmó vía tuit el fallecimiento del jurista. Quienes lo conocían lo imaginaban juez hasta el último día de su vida. Tras la reforma constitucional de 1994 que fijó el límite de 75 años para los cargos judiciales vitalicios, Fayt logró que una acordada de la Corte lo habilitara a seguir en carrera. El evidente deterioro de su salud lo llevó a presentar la renuncia pero diferida. Una manifestación clara del distanciamiento que signó sus últimos años de poder durante el mandato del kirchnerismo.

“El hombre tiene la edad de la mujer que acaricia”, le contestó a Ricardo Lorenzetti cuando en febrero de 2005 le preguntó cuántos años cumplía. En 1941 se recibió de abogado.”La política de la fuerza sirve al estado de necesidad, como ayer sirvió a la razón de Estado”, escribió en su Tratado de Derecho Político. Llegó a ser candidato a gobernador de Salta por el partido Socialista. Escribió más de treinta libros de Derecho, historia del pensamiento y libertad de prensa.

En diciembre de 1983, con 65 años y sin experiencia como juez accedió a la Corte Suprema a donde sobrevivió a todos los gobiernos democráticos hasta el 10 de diciembre pasado.

cf2

>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *