El bajo compromiso y/o instrución de los médicos incremento los juicios por mala praxis

 Breaking News
  • No posts were found

El bajo compromiso y/o instrución de los médicos incremento los juicios por mala praxis

El bajo compromiso y/o instrución de los médicos incremento los juicios por mala praxis
enero 03
08:41 2018
El bajo compromiso y/o instrución de los médicos incremento los juicios por mala praxis
Rate this post

Entidades provinciales advirtieron a través de un comunicado sobre “sentencias arbitrarias” y afirman que se exponen a situaciones delicadas

Riesgo. Afirman que las aseguradoras no cubren los montos de “demandas temerarias por sumas millonarias”.

“La comunidad médica en general y la Sociedad de Obstetricia y Ginecología de Entre Ríos en particular, se encuentran movilizadas y sumamente preocupadas ante demandas temerarias por sumas millonarias y sentencias arbitrarias contra profesionales de la Medicina. Hoy por hoy, esos juicios son moneda corriente y constituyen una peligrosísima tendencia que atenta contra el ejercicio eficiente, sensible y solidario del arte de curar”, advirtieron a través de un comunicado la Sociedad de Obstetricia y Ginecología de Entre Ríos (Soger), la Asociación Entrerriana de Anestesia y Reanimación (Aeaar), la Asociación Entrerriana de Urología, la Asociación de Traumatología y Ortopedia de Entre Ríos (Aoter), la Sociedad de Cirugía de Entre Ríos, el Colegio de Obstétricas de Entre Ríos (Coder), la filial Paraná de la Sociedad Argentina de Pediatría (SAP), y el Servicio de Obstetricia del hospital San Roque.

Asimismo, en el texto denunciaron que “se ha vulgarizado y mercantilizado el concepto de ‘mala praxis’ médica, haciendo de los juicios contra los médicos un negocio infame que solo busca satisfacer apetencias económicas, muchas veces pergeñadas y llevadas adelante por una minoría de desaprensivos profesionales del Derecho, quienes aprovechan un legítimo dolor ajeno o una comprensible ira frente a un resultado no deseado y, muchas veces, inevitable”, y remarcaron: “Los médicos no somos dioses ni infalibles. Somos seres humanos que hemos elegido con pasión y por vocación de servicio una profesión vinculada al arte de curar. Salvo actitudes negligentes o actos médicos contrarios a la lex artis, los efectos o resultados no deseados, son inevitables y producto de la fatalidad”.
La médica María Fernanda Sors, quien conforma la Dirección de la Sociedad de Obstetricia y Ginecología de Entre Ríos junto con los profesionales Marcelo Schnitman y Marina Freige, comentó “Lo que motiva que nos movilicemos es nuestra preocupación por la arbitrariedad con las que han salido las sentencias, y con montos tan elevados”.
Si bien prefirió no puntualizar en un caso particular, afirmó: “Ha habido muchos casos con sentencias desfavorables para los médicos, y en uno de los últimos que observamos se realizó un juicio sin sustento, sin haber pruebas inclusive en contra de la parte demandada. Eso hizo que nos pongamos en alerta respecto al punto de vista judicial y también de las aseguradoras, porque abonamos un seguro por mala praxis pero al ser las demandas por montos millonarios las aseguradoras no nos brindan la cobertura suficiente. Los importes deberían modificarse, si no realmente trabajar nos genera un gran temor”.
Asimismo, sostuvo que suelen efectuarse juicios civiles, no penales, y aseguró: “Cuando un familiar no encuentra la explicación por una muerte, siempre tratan de encontrar un culpable, se busca que alguien pague un resarcimiento en esos casos, y recae sobre el médico, cuando en realidad hacemos todo lo posible por salvar a ese paciente y no se puede”.
En este marco, criticó: “No queremos decir que no haya casos de mala praxis ni que todos los abogados son buitres, porque no se puede generalizar. Pero como en todo, hay un grupo minoritario que se aprovecha del dolor, la desesperación y ve la posibilidad de que alguien pague por esto que pasó, por una lesión o una muerte. Creen que es el seguro el que se hace cargo, pero no es así. Entonces el médico tampoco se quiere jugar cuando sabe que está dando tanto para salvar una vida, pero a la vez está exponiendo su nombre y sus bienes. Termina pasando que trata de no tomar un caso que es complicado, y se termina afectando al paciente”.
Consultada sobre las disciplinas que se ven expuestas con más frecuencia a una demanda judicial, sostuvo: “Los que más alto riesgo corren son las especialidades vinculadas al procedimiento quirúrgico, las unidades de terapia intensiva, los cirujanos, los anestesistas, los obstetras; también la traumatología, porque muchas veces hay lesiones múltiples”.
Sors indicó que cada vez trabajan con más presión y lo que procuran ahora es concientizar sobre este tema a los médicos, a la población y a la Justicia. Si bien no mantuvieron una reunión con ningún referente del Ministerio de Salud provincial, sí hablaron con las entidades y asociaciones entrerrianas cuyos profesionales pueden verse afectados. Según contó, ya recibieron llamados del área científica de la Federación Argentina de Sociedades de Ginecología y Obstetricia y de representantes del hospital Italiano, de Buenos Aires. “Nos pidieron que publiquemos este comunicado a nivel nacional, porque es un problema que se da en toda la Argentina. Por ahora la idea es movilizarnos en la provincia y después ver si lo hacemos a nivel país”, dijo.
Comunicado
En el extenso texto vertido por las diferentes asociaciones que se ven afectadas por lo que aseguran, es el notorio incremento de demandas por mala praxis, los profesionales señalan: “De continuarse en este sendero equivocado y de gran adversidad para el médico, en defensa propia apelaremos muy a nuestro pesar al poco compromiso, a la insolidaridad, viendo en cada paciente un denunciante en potencia. En consecuencia, el ejercicio de la Medicina que antes fue placentero y pletórico de vocación y entrega, devendrá en un calvario y/o en un auténtico e insoportable foco de presión”.
Asimismo, advierten: “Lo que pocos se han puesto a pensar es que en definitiva este ensañamiento con los médicos, que no discrimina entre idóneos e incapaces, entre buenos y malos, decentes y envilecidos comerciantes, es fundamentalmente perjudicial para el paciente. La comunidad toda comienza a sufrir las consecuencias cuando el médico capacitado, con experiencia, con reconocido prestigio entre sus colegas, empieza a “esquivar” la patología difícil, esa donde arriesga todo”.
En otro fragmento expresan: “El auge de este tipo de juicios no es culpa de los abogados, sino que ellos han visto las falencias del sistema que coloca al médico en la primera línea de fuego. Como frágil fusible de una máquina sanitaria en constante cortocircuito, el médico salta y se quema. Gane o pierda, con razón o sin ella, el médico debe pagar. Se presenta de este modo a una sociedad ensañada con los encargados de velar por la salud”.

About Author

Roberto Alcides

Roberto Alcides

Fundador

Related Articles

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: